Ira

Isabel Carrasco y la familia

Que vaya por delante que me voy a limitar a contar lo que ha pasado. La mujer con más poder del PP en Castilla-León ha sido abatida a tiros por dos miembros de la misma facción ideológica. Isabel Carrasco, que ostentaba, entre otros, los cargos de presidenta del PP de Castilla-León y presidenta de la Diputación, mantuvo una estrecha relación laboral con Montserrat Triana Martínez, una de sus asesinas, para la que al parecer creó un puesto de confianza como asesora de proyectos en la Diputación de León, en el que permaneció hasta 2011. Tras estos años de nepotismo, su despido coincidió con la ambición política de la asesora, que se presentó a las elecciones municipales por el PP en Astorga. Isabel Carrasco la cesó del cargo y la Diputación acabó reclamándole una importante cantidad de dinero en concepto de complemento de plena dedicación indebidamente cobrado. 

 

La madre, también afiliada al PP, y esto va por lo medios del Gobierno, pensó que la familia es lo primero y ambas fueron a la búsqueda de Isabel Carrasco con pistola en el bosillo; y como si estuviéramos en Sicilia y en vez de ser la familia Corleone fueran “la familia de los PP” mantuvieron una discusión sobre sus derechos que acabó en tragedia. No te quiero ni contar la que se hubiera montado si en vez de ser dos correligionarias hubieran sido dos preferentistas, dos paradas con hijos o Ada Colau. Afortunadamente para nosotros, y digo bien, hay mucha policía suelta, como últimamente en las manifestaciones contra los recortes; y así el PP no ha podido capitalizar este asesinato como rédito electoral. Algunos lo intentan, que conste, insistiendo en que Isabel Carrasco ha muerto víctima de la violencia social de hoy en día. Como si la madre cuyo hijo se desmaya de hambre en el colegio por no poder comer, por no tener los trescientos euros que cobrara la víctima por dietas hubiera cogido otra cosa en la mano que no fuera una pancarta. ¡Pobre niño! Y ¡pobre Isabel! Pero como los políticos se deben al partido y más en campaña, algunos lo han intentado, como Isabel San Sebastián, que culpó en Twitter a los desahuciados o Rita Barberá o Rafael Hernando a los movimientos políticos y sociales. Ruego al ministro de Interior que, de ponerse a investigar las redes sociales, haga gala de imparcialidad e investigue a Isabel San Sebastián y a Herman Tertsch. ¿Qué ha ocurrido ahí? ¿Les empiezan a llegar las migajas también a los políticos o es un caso de abuso de poder? Dicen que en las familias todo va bien hasta que se reparte la herencia. Al dato me remito.

Polémica Isabel Carrasco, hasta en el forma de morirse; denunciada por la oposición por ocupar 12 puestos; y aunque cobrase solo las dietas de once de ellos, se incrementó el sueldo un 13% en 2010, cobrando más que Mariano Rajoy. También fue denunciada por pasar a la Diputación los gastos de kilometraje cuando viajaba en coche oficial con chófer propio (nadie tiene que subvencionar el transporte de alguien que se lo puede pagar de su bolsillo). Pero ¡qué malo es que te llegue el día de las alabanzas! y hoy la familia política le despide. Descanse en paz. 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies